Press "Enter" to skip to content

Imposibilidad moral

El vuelo 2933 de LaMia era un vuelo charter que operaba entre el Aeropuerto Internacional Viru Viru en Bolivia y el Aeropuerto Rionegro-José María Córdova en Colombia.

El 28 de noviembre de 2016, el Avro RJ 85 cuatrimotor que operaba el vuelo, se estrelló al sur de Medellín, Colombia, matando a 71 personas a bordo, de un total de 77 pasajeros y tripulantes.

Muchas de las víctimas eran jugadores de la selección brasileña de fútbol Chapecoense, que viajaban a Medellín para disputar la final de la Copa Sudamericana contra la selección colombiana del Atlético Nacional.


La aeronave involucrada en el accidente fue el Avro RJ85 con marcas CP-2933, número de línea E.2348, equipado con cuatro motores turbofan Honeywell LF 507 y entró en servicio en 1999 para la empresa estadounidense Mesaba Airlines. Entre 2007 y 2013 había operado para CityJet y luego fue comprado por LaMia en el mismo año.

Tras constatar la desaparición del vuelo 2933, los rescatistas comenzaron a patrullar el área del último contacto de radar en una densa niebla y llegaron al pecio dos horas después del accidente.

A las 2:00 (UTC-5) uno de los supervivientes, Alan Ruschel, llegó al hospital de La Ceja, de las siete personas aún vivas, una murió poco después, de 72 pasajeros y 9 miembros de la tripulación, 6 personas sobrevivieron.

Para conocer las causas del accidente, se designó una investigación presidida por la Autoridad de Aviación Civil de Colombia (CCCA) con el apoyo técnico de AAIB y BAE Systems.

En la mañana del 29 de noviembre, el titular de la investigación manifestó que en el lugar del accidente no había rastros de combustible en la aeronave al momento del accidente y que ambas cajas negras habían sido recuperadas en buen estado. A partir de algunas evidencias recogidas en los días posteriores al siniestro, la tesis de la falta de combustible se abrió paso en las distintas hipótesis sobre los motivos del siniestro, apoyadas también por algunas declaraciones en ese sentido emitidas por el auxiliar de vuelo que sobrevivió al accidente.

Reporte final

El 27 de abril de 2018, los investigadores publicaron el informe final del accidente del vuelo 2933 de LaMia, que indica las siguientes causas principales:

– La empresa había planeado incorrectamente el plan de vuelo, sin considerar la cantidad de combustible suficiente para llegar de manera segura al aeropuerto de destino.

– Los cuatro motores dejaron de funcionar debido al consumo total de combustible. – Mala decisión de los empleados de LaMia “siguiendo procesos que no garantizaron la seguridad operativa”.

– Mala decisión de los pilotos que, a pesar del bajo nivel de combustible disponible, decidieron continuar la ruta considerada en lugar de aterrizar en un aeropuerto cercano para repostar la aeronave.

El informe cita factores adicionales que contribuyeron a la tragedia:

La decisión de los pilotos de realizar la configuración de aterrizaje, bajando el tren de aterrizaje y extendiendo los flaps, con anticipación, provocó un aumento de la resistencia aerodinámica que favoreció el choque.

Debilidades en la planificación de vuelos de la aerolínea y falta de supervisión por parte de los operadores de LaMia.

No informar puntualmente por parte de los pilotos luego del encendido de la luz de advertencia de combustible en la torre de control colombiana.

Tráfico pesado alrededor del aeropuerto de Rionegro que retrasó aún más la aproximación a la única pista para el vuelo.


El vuelo LaMia 2993
fue analizado en el episodio La tragedia del equipo Chapecoense de la decimonovena temporada del documental Investigaciones a gran altura emitido por National Geographic Channel.

Fuente: National Geographic Channel – SalaStampaEu – ElCanillita.Info – Información de dominio público

* 119 *